Desempolvando la Historia

Alemania Federal e Italia jugaron “el partido del siglo”

Italia y Alemania Federal disputaron en el estadio Azteca un encuentro inolvidable, que quedará para siempre en la historia de las Copas del Mundo. En semifinales del Mundial 1970, la Azzurra venció por 4-3 a los germanos en tiempo suplementario y se quedó con el “Partido del siglo”.

La Nationalmaanschaft arribó a esta instancia como gran favorita pero se topó con un equipo convencido de lo que era capaz y cayó derrotada. La Selección italiana mostró juego, personalidad y actitud ganadora y se clasificó para la final del torneo, donde luego cayó ante Brasil. De todos modos, esta victoria representa casi un título, por cómo se desarrolló el partido.

Para entender mejor cómo fue aquel partidazo, la crónica de época es al forma más fiel. Así lo relató el periódico La Vanguardia: “Italia, que llegó a las semifinales habiendo marcado un solo gol en los encuentros disputados en el Mundial, en el partido más emocionante de la competición y en el que se han marcado más goles, demostró el poder ofensivo de su delantera, en la que su extremo Riva fue una pieza maestra”.

El primer gol del encuentro se produjo a los siete minutos de juego y fue obra del delantero italiano Boninsegna, que desde fuera del área lanzó un tiro raso, que se coló en la meta alemana por la base del poste derecho. Después de este tanto reaccionaron los alemanes, pero éstos siempre fueron contenidos por los italianos, que no obstante no pudieron impedir las infiltraciones. La meta alemana sufrió momentos de peligro, malográndose los intentos de Muller, Schultz y Overath.

Los italianos persistieron en sus contraataques, pero tampoco tuvieron efectividad, sobre todo los tiros de Mazzola y Riva, que fue el más insistente. El primer tiempo terminó con un solitario gol italiano en el marcador.

Se reanuda el juego después del descanso, dominando el campo los alemanes, que son contenidos por la defensa italiana, que se muestra muy efectiva, mientras siguen siendo peligrosos los contraataques de la “squadra azurra”. Durante este período del encuentro se han producido algunas interrupciones en el juego y éste es prorrogado por el arbitro tres minutos más y precisamente, en el minuto 47, el defensa alemán Schnellinger, que está apoyando a su delantera, recibe un pase de uno de sus compañeros y marca el gol del empate, terminando el partido con el resultado de uno a uno.

LA PRÓRROGA
A los cuatro minutos de la primera parte de la prórroga, Alemania desempata, al conseguir un gol preducto del fallo de un defensa y el portero italiano, que no pueden impedir que la pelota se introduzca en su marcó. Sin embargo, cinco minutos después Burgnich deshace el empate marcando el tercer gol para Italia, terminando la primera parte de la prórroga con el resultado de 3 a 2 favorable a los italianos.

A los cinco minutos del segundo tiempo, la pelota lanzada por Overath es rebotada contra el suelo por Uwe Seeler, el veterano del equipo alemán, pasa por encima del portero italiano y se introduce en su marco, y se produce el tercer empate de este emocionante y disputado encuentro, que se decide tres minutos después a favor de Italia, gracias a un gol conseguido por Rivera, que tomó desprevenido a Maier colando el balón por encima del arquero.

Italia, con su victoria por 4 a 3 trente a Alemania se clasifica para disputar la final de la Copa del Mundo con Brasil.

Arbitró el colegiado mejicano Yamasaki, que tuvo varios errores, especialmente pasando por alto los penales que se produjeron durante el encuentro.

FORMACIONES DE LOS EQUIPOS

ALEMANIA: Maier; Vogts, Schultz, Parkke; Schnellinger, Beckenbauer; Overáth, Graboski, Seeler; Muller y Loher. Sustituciones: A los seis minutos del segundo tiempo Libuda sustituyó a Loher. A los veinte del mismo tiempo Held reemplazó a Patkez.
ITALIA: Atbertori; Burgnich, Cera, Rosato; Fachettl, Bertini; De Sisti, Dominghini, Mázzola, Bonlhsegna y Riva. Sustituciones: Al comenzar el segundo tiempo Rivera sustituyó a Mazzola. Al iniciarse la prórroga Poletti reemplazó a Rosatto.

 

 

Share

1 comentario

  1. que tiempos aquellos, q nombres aquellos, Atbertori; Fachettl, Bertini; Mázzola, Bonlhsegna y Riva. MAMMA MIA!!!!!!

Deja un comentario

Your email address will not be published.

Share
Share